Semanario Expresión up

EN LA VICTORIA: EDWIN VÁSQUEZ PROPONE LLEVAR LA OBRA MUNICIPAL A LOS ASENTAMIENTOS HUMANOS

Escribe: Semanario Expresión
Edición N° 1053

  comentarios   

Es la carta con la que Alianza Para el Progreso – APP, espera ganar la alcaldía de La Victoria. Con dos períodos como regidor provincial de Chiclayo en su hoja de vida y una activa labor social a través de la Fundación Vidas, Edwin Vásquez Sánchez espera recibir el respaldo de los victorianos las votaciones de octubre, para así – señala – “continuar con las buenas acciones del alcalde saliente” y llevar la obra pública a los sectores más necesitados del distrito.

 

Vásquez Sánchez refiere que no es partidario de la mezquindad y por ello dice reconocer que el actual burgomaestre Anselmo Lozano Centurión deja una valla muy alta para su sucesor, pues tras cinco períodos de gobierno ha logrado importantes avances para La Victoria.

 

¿Por qué la población de La Victoria debería elegirlo como alcalde?

He sido criado, formado, educado en mi distrito. Soy un victoriano que permanentemente ha estado pendiente en la problemática del distrito. Presido la fundación Vidas que tiene más de 15 años de labor social y voluntariado y nunca buscando alguna intención política.

 

He decidido ingresar en la contienda electoral para ser autoridad municipal porque siento que la experiencia adquirida en estos años, entre ellas la de haber sido el regidor más joven de la historia de Chiclayo, desempeñándome no solo como fiscalizador, sino también como funcionario público. He ejercido el cargo de gerente municipal en el distrito de Pomalca, concluyendo una labor felicitada y también he sido gerente de Transportes de Chiclayo, recibiendo el respaldo de los gremios del sector.  Trabajar como fiscalizador y haber ingresado a la parte ejecutiva me hace ser el abanderado de una propuesta de experiencia, capacidad y juventud para el distrito victoriano.

Gracias a Dios siempre he salido con la frente en alto. Recordarán que cuando fui regidor de la provincia combatí a uno de los gobiernos más corruptos (el de Roberto Torres. Fue la etapa triste de Chiclayo. Sufrí amenazas y cumplí con mi función.

 

Si el pueblo de La Victoria lo decir, a partir del 1 de enero del 2019 trabajaré con la misma fuerza, pasión y dedicación que me ha caracterizado.

 

¿La valla que le deja el alcalde saliente después de 20 años de gobierno es bastante alta?

El éxito de Anselmo Lozano en La Victoria ha sido el de la pavimentación y reconocemos lo que se ha avanzado. Cuando uno es mezquino en la política siempre intenta opacar los logros que una administración ha hecho. Yo no voy a dedicar ni un minuto de mi tiempo a las persecuciones políticas, al destrozo de una autoridad por el hecho de dejarla mal parada. Cuando asuma la elección estaré avocado al 100 % al trabajo en las obras y progreso para nuestro distrito.

 

Que se encarguen los órganos respectivos si es que hubiera un tipo de delito o falta de la administración anterior. Para eso está la Contraloría, la fiscalía y el Poder Judicial. No hay odio en nuestros corazones, no hay ira respecto a quien deja la administración. Saludo los logros avanzados, saludamos que se hayan dedicado al tema de la pavimentación y veredas, tal vez no a la escala que nosotros hubiésemos querido, peor creo que sí se ha hecho obra.  

 

Nosotros estamos planteando que no solamente en nuestro período habrá pistas y veredas, sino que complementaremos un proyecto agresivo de modernidad, vinculada a la seguridad ciudadana, vinculada a los megaproyectos que La Victoria necesita.

 

¿Qué le ha faltado a Anselmo Lozano como alcalde de La Victoria?

Yo creo que una gestión no solo es de fierro y cemento. Nos falta mucho en educación y cultura.

Aquí ves a los jóvenes que practican danzas que no tienen un espacio donde hacerlo, por tanto lo hacen en calles y parques principales. No tenemos días culturales, nos falta un recinto.

 

Decimos que el tema de la cultura va bien en nuestro distrito, pero la realidad es otra.

 

¿Cuánto del distrito tiene saneamiento físico legal y saneamiento básico?

Hay un 20 % que le falta saneamiento físico. En Chosica del Norte, Chacupe, Sagrado Corazón de Jesús y alrededores de Raimondi cientos de familias aún no cuentan con servicios básicos.

 

Sagrado Corazón de Jesús tiene cerca de 15 años, es un pueblo en el que los vecinos han puesto provisionalmente su agua. Si se va a La Ladrillera, que tiene más de 20 años, se verá que no tienen servicio de agua y de luz y eso que está a ocho minutos del centro de La Victoria. Si va a Chacupe o Chosica la gente reclama con urgencia los servicios básicos. Es decir La Victoria ha crecido en el centro, pero la expansión urbana pasando la Vía de Evitamiento hacia afuera se ha convertido en un José Leonardo Ortiz en miniatura.

 

Hay desorden, caos, falta de servicios básicos, falta de pavimentación y mercados. Hay mercados abandonados en nuestro distrito. Por ejemplo, el mercado El Inca y el mercado AZ, donde la municipalidad tiene que ver con el acondicionamiento. Si bien es cierto son privados, hay que darles un proyecto de ayuda y apalancamiento. La infraestructura de El Inca es de adobe y ladrillo viejo. La autoridad municipal no interviene este hace 40 años.

 

¿Qué grandes proyectos propone usted para La Victoria?

Nosotros tenemos sueños grandes. Por ejemplo, Monsefú tiene compañía de bomberos y nosotros no. Somos un distrito con más de 100 mil habitantes y no tenemos compañía de bomberos. Ante un accidente de cualquier índole tenemos que esperar que vengan desde el Mercado Modelo.

 

Chongoyape tiene su estadio municipal, La Victoria no. Tenemos un espacio de seis hectáreas que es el parque zonal y está totalmente convertido en un cementerio de chatarra.  La Victoria tiene un cementerio de más de cuatro hectáreas totalmente olvidado. Cuando hay que ponerle velas y flores al familiar hay que dar la vuelta por Pimentel porque no hay carretera ni acceso directo. Ese  es un gran proyecto.

 

La Victoria adolece de proyectos de desarrollo grandes. Si bien es cierto el Terrapuerto de Chiclayo no es un proyecto de competencia distrital, las ocho hectáreas destinadas para este están en nuestra jurisdicción y hoy se encuentran llenas de basura y se han convertido en un relleno sanitario, y detrás de esta basura viven más de 500 familias que sufren falta de salubridad y delincuencia. Yo seré uno de los abanderados en lo que significa la inmediata construcción del Terrapuerto, porque con él La Victoria tendrá una cadena de hoteles, de restaurantes, comercio. Tendremos trabajo directo e indirecto y será un eje de desarrollo económico y social de ayuda importante para el distrito.

 

¿Cuántos trabajadores tiene la municipalidad de La Victoria? 

Hay 300 trabajadores entre empleados y obreros. Recordemos que hay modalidades distintas a través del CAS, de los servicios no personales o locación de servicios. Probablemnte tengamos un promedio de 400 trabajadores que nos pueda dejar la actual administración y me parece que es un número que está superando el ingreso.

 

¿De ser electo se compromete a no incrementar la planilla municipal?

Lo primero a lo que me comprometo es a respetar derechos laborales. Lo mejor que uno puede hacer como alcalde es eso. Creo que si un trabajador municipal ha ganado por diferentes cuestiones sus derechos y nosotros sabremos respetar. Lo único que haremos es adecuarnos al perfil que ellos tengan para que la municipalidad funcione correctamente.  

 

Creo que los alcaldes seríamos irresponsables cuando decimos que no hay dinero e incrementamos el número de trabajadores. Lo que siempre va a ocurrir en una nueva administración es el ingreso de los equipos de trabajo que son llamados por confianza, lo que representan cuotas mínimas. Si somos electos, lo primero que haremos será medir el grado de responsabilidad y eficiencia que existe actualmente y si algún funcionario de la actual administración cuenta con ese perfil y tiene lo que requerimos como condición de política de trabajo será convocado inmediatamente.

 

Las obras de pavimentación y mejoramiento de servicios en el casco central del distrito ha motivado que se ejecuten importantes inversiones inmobiliarias lo que no se refleja en el catastro del distrito ni en los ingresos por impuestos municipales. ¿Se animaría a crear un sistema de administración tributaria para optimizar este último aspecto?

Para partir de ello tenemos que implementar un plan de desarrollo urbano. Si bien es cierto hemos tenido un incremento a nivel urbanístico, pero nos falta la actualización catastral. Esa tendrá que ir de la mano con el sistema de rentas. La modernización de nuestro sistema de rentas será uno de nuestros pilares. Queremos que haya igualdad y equidad respecto a los residentes de nuestro distrito, pero nosotros no vamos a crear un SAT. Intentaremos primero la modernización de nuestro sistema de recaudación.

 

El SAT quita un porcentaje de la recaudación. En Chiclayo estaba entre 8 y 5 %, que es un monto que la entidad se queda por el servicio prestado. Si colocamos a una persona que conozca el manejo de un sistema tributario tendremos mejores ingresos. Confío en la gente trabajadora que tiene la municipalidad y confío en nuestras políticas de gestión.

Deja tu Comentario