Semanario Expresión up

MANUEL GARCÍA PEÑA: “El desarrollo debe ser para todos, pero en democracia”

Escribe: Semanario Expresión
Edición N° 1206

  comentarios   

  • Vicepresidente de la Sociedad Nacional de Industrias – SNI Lambayeque, refiere que el próximo gobierno debe otorgar seguridad jurídica.

Para el vicepresidente de la Sociedad Nacional de Industrias – SNI Lambayeque, Manuel García Peña, el próximo gobierno debe mostrar apertura suficiente para convocar a las fuerzas vivas del país y establecer una agenda común, con la cual se garantice, entre otros aspectos, la seguridad jurídica que permita el incremento de las inversiones y la generación de empleo.

“Estamos a la expectativa y es necesario reconocer que se ha suspendido todo tipo de inversión dada la coyuntura. Hay nerviosismo y de alguna manera eso afecta a las decisiones empresariales. El próximo gobierno, que asumirá el país en el año del Bicentenario, debe acercarse a los diferentes sectores y plantear una agenda de trabajo, una agenda que se respete”, menciona.

García Peña sostiene que lo que se necesita es inversión, pero también el respaldo jurídico que debe otorgar el Estado, pues debido a la crisis está en juego el trabajo de la industria que se ha hecho en los últimos 60 años en el país y las inversiones que han ido dándose de forma gradual.

Menciona que las dos últimas décadas han sido de crecimiento y se han podido desarrollar actividades a favor de la población, pagando impuestos.

“Esperamos que el próximo gobierno nos dé la claridad y la tranquilidad para seguir trabajando. En esta coyuntura se habla mucho de que se retomará la fuerza con los sindicatos, por ejemplo, con los pliegos de reclamo y demás, por eso es que las medidas populistas no ayudan, porque se crean falsas expectativas. Cualquier persona que realiza una inversión o desarrolla una idea de negocio estructura sus costos y analiza si el escenario es o no favorable, pero si el escenario no es adecuado se van a cerrar empresas”, advierte el dirigente gremial.

El empleo

Anota que no se debe olvidar que el 99 % de las empresas en el país son micro y pequeñas, y solamente el 1 % son grandes, por lo que cualquier medida económica errada del próximo gobierno afectará a las pequeñas unidades empresariales que, además, son las que mayor empleo generan.

“A veces se cree que todos somos grandes empresarios o que somos millonarios y no es así. Somos ciudadanos que hemos podido emerger con esfuerzo, que hemos tenido una amplia visión de desarrollo y estamos empujando el progreso. Son millones de puestos de trabajo los que se generan con los emprendimientos a nivel nacional y nuestra preocupación es qué puede pasar si se propicia la desestabilización política. Esta no ayudaría en nada, se van a paralizar las inversiones, el pago de impuestos y se reducirá la recaudación y eso afectaría cualquier programa que resulte ganador en las elecciones de este domingo”, menciona.

Equipos técnicos

Manuel García refiere que tras el debate presidencial realizado el domingo último en Arequipa, es evidente que quien tiene mayor preparación política es la candidata Keiko Fujimori, de Fuerza Popular, la que se fortalece con el equipo de trabajo que la acompaña.

En ese sentido, destaca la experiencia de varios de sus técnicos en el sector público, al haber ocupado altos cargos, resaltando entre ellos a Luis Carranza, quien fue ministro de Economía y Finanzas en el segundo quinquenio de Alan García.

“Fue ministro cuando el país crecía a dos dígitos, más de 12 % anual y sabe lo que es economía, sumando experiencia por haber trabajado en organismos internacionales. En resumen, el equipo técnico de Keiko Fujimori le favorece y sus propuestas si bien resultan un poco exageradas, hay que evaluarlas en el contexto actual y saber con precisión de dónde van a salir los recursos para mantenerlas. Tenemos más de 78 mil millones de dólares en reservas y un endeudamiento que está en el margen del 30 %, por lo que sí es posible sostener las medidas que está proponiendo la candidata”, manifiesta.

Respecto a Pedro Castillo, candidato de Perú Libre, menciona que no se ha visto que cuente con el respaldo de personalidades con experiencia suficiente en el sector público.

“Tiene un equipo de gente que ha trabajado para el Estado, pero no en la toma de decisiones y esa puede ser la gran diferencia. El problema en el país es que si bien se han dado marcos normativos, muchos de los trabajadores estatales, de donde sale el grupo de apoyo de Castillo, no han tenido voluntad de mejorar y ser más eficientes”, cuestiona.

El mensaje

Anota que a Castillo Terrones le pasa factura la falta de convicción que tiene respecto a sus propuestas, pues asegura que permanentemente ha ido cambiándolas, lo que genera dudas en el electorado.

“Eso genera dudas respecto a que pueda ser un gran presidente, pues no se ve que tenga el conocimiento suficiente para asumir la conducción del país. Quizá pueda comprender bien la parte social, por su formación como sindicalista, pero eso no es todo lo que se necesita. Un sindicalista se basa en hechos reivindicativos, pensando como hace 30 años y sin una actitud proactiva. Ya los tiempos cambiaron y se debe mirar de manera distinta el desarrollo, relacionado a una dinámica global e integrada. Tenemos inversiones, importaciones, exportaciones, el próximo gobernante debe tener claro todo ello”, indica.

Sin embargo, reconoce que el mensaje de Castillo sí es exacto al señalar que se debe reducir las brechas de desigualdad que aún existen en el país.

“Soy un empresario que emergió desde la pobreza extrema y sí, reconozco que el Estado no ayuda a crecer, el Estado lo que hace es cobrar impuestos y ajustarnos lo más que puede. Sí estoy de acuerdo en que existe una brecha social muy grande y una desigualdad que debemos superar, sino miremos la falta de servicios básicos, las condiciones de salud, educación y conectividad. Pero enfrentar esas brechas no significa alterar el desarrollo del país como un todo”, manifiesta.

García Peña anota que también se debe pensar en el mejoramiento de las condiciones laborales de los trabajadores, sobre todo de salud y educación, puesto que son sectores importantes para el desarrollo del país.

“Ha habido bonanza, pero no ha llegado a todos. En cuanto a infraestructura, por ejemplo, se tiene que revisar el marco de las contrataciones del Estado, porque habiendo recursos para proyectos de servicios básicos o grandes obras se han ejecutado trabajados de pésima calidad o se han manchado con corrupción y eso tiene que corregirse, porque los más afectados siguen siendo los pobres. En esos aspectos el próximo gobierno tiene una gran tarea y para eso la ciudadanía y las organizaciones deben estar vigilantes”, refiere.

La democracia

Por otro lado, el representante de la Sociedad Nacional de Industrias en Lambayeque señala que resulta preocupante las vinculaciones que algunos militantes del Perú Libre tienen con organizaciones terroristas o pro terroristas como el MOVADEF, lo que pone en peligro – asevera – al sistema democrático.

“Los antecedentes del propio señor Castillo no lo ayudan mucho y eso genera inestabilidad. Tenemos ejemplos claro de qué pasa después cuando políticos extremistas llegan al poder, ahí están Venezuela, Cuba, Nicaragua o Corea del Norte. Miremos lo que está pasando en estos momentos con Argentina. Sería muy distinta la situación si la izquierda del señor Castillo fuera más de centro, menos radicalizada, con capacidad de diálogo y apertura. Pero no, tiene al señor Cerrón, al señor Bermejo que es procesado por apología al terrorismo y varios seguidores del MOVADEF en las filas del partido. Ese tipo de personas no lo ayudan”, indica.

Anota que lo que se debe mantener es el sistema democrático y las libertades, para garantizar posibilidades de bienestar para todos.

“Nuestra democracia no es perfecta, pero para mejorarla necesitamos libertades y con un pensamiento totalitario o extremista no será posible. Es muy difícil apostar por una persona que carece de cuadros políticos que garanticen capacidad para conducir los destinos del país. Necesitamos tener seguridad jurídica, política y social. No se trata de construir odios, tenemos que velar por que el desarrollo sea para todos, pero en democracia”, enfatiza.

Deja tu Comentario