Semanario Expresión up

OBREROS DE JLO SIGUEN IMPAGOS: MUNICIPIO INCUMPLE ACUERDO Y REINICIO DE HUELGA SERÍA INMINENTE

Escribe: Semanario Expresión
Edición N° 1085

  comentarios   

A las precarias condiciones en las que realizan sus labores diarias los obreros de la municipalidad de José Leonardo Ortiz se suma una vez más la falta de pago de sus remuneraciones. A parte de estos la comuna les debe aún lo correspondiente a julio, en tanto todos esperan que se les cancele los sueldos de agosto y septiembre.

 

El secretario general del Sindicato de Obreros, Fausto Lozano Silva, refiere que la situación se torna cada vez más crítica al interior del municipio, donde el alcalde Epifanio Cubas Coronado y sus funcionarios no han sido hasta el momento capaces de poner orden y mucho menos resolver los problemas económicos y administrativos.

 

Los obreros realizaron una huelga de 15 días demandando el pago de sus remuneraciones y mejores condiciones de trabajo. La medida se levantó luego de arribar a un acuerdo con la administración municipal, por el cual esta se comprometía a cancelar los haberes correspondientes a julio. Sin embargo, el ofrecimiento no se cumplió.

 

Por esta razón, los 306 trabajadores afiliados al sindicato desarrollarán el domingo 21 una asamblea general a fin de decidir si retoman o no la medida de protesta.

 

“Estuvimos en una huelga de 15 largos días de lucha a fin de hacerle entender al alcalde y a sus funcionarios que los obreros no merecemos un maltrato de esa naturaleza”, comenta Fausto Lozano.

 

¿Cuáles fueron los asuntos que incluyeron dentro de su pliego de reclamos para la realización de la huelga?

 

Principalmente el tema de los pagos. Son tres largos meses: julio, agosto y septiembre, que los obreros no recibimos remuneración.

 

¿Cómo puede vivir y trabajar un obrero si su municipio le debe tres meses?

 

Es un momento dramático el que están viviendo nuestros hogares, toda vez que lo que se percibe como remuneración es el único mecanismo que tenemos los obreros para poder subsistir. Hemos vivido situaciones en las que hemos tenido que fiar alimentos, prestar dinero pagando el 20 % de intereses y prácticamente mendigar para sostener a nuestras familias.

 

¿Cuáles son las tareas que realizan los obreros para el municipio?

 

Nos hacemos cargo de la limpieza pública, el mantenimiento de parques y jardines y algunos de nuestros compañeros trabajan en el servicio de serenazgo.

 

¿Cuánto es lo que percibe al mes un obrero municipal?

 

No hay una escala estable. Está en un promedio de dos mil soles, la mayoría, porque hay trabajadores que ganan menos. A esos montos hay que aplicarles los descuentos de ley.

 

Pero el municipio no paga a Essalud y tampoco a la ONP…

 

A hecho un convenio con estas instituciones a fin de pagar una cantidad mensual durante 10 años, lo cual posiblemente solucione en parte el problema, pero no es el asunto de fondo. Nosotros tenemos trabajadores que han sido cesados y no se les ha depositado un céntimo de sus beneficios en la cuenta bancaria que ellos habían destinado.

 

Existe el grave problema de que esos trabajadores no tienen el pago de remuneraciones, porque ya dejaron de trabajar, pero tampoco de los beneficios ni pensión por negligencia del municipio.

 

¿Cuántos trabajadores se encuentran en esta situación?

 

Son 33 trabajadores, a quienes se les debe sus derechos de acuerdo a Ley. La norma dice que a las 48 horas de que el empleador cesa a un trabajador debe entregarle su hoja de liquidación para que este pueda tramitar ante ONP u AFP sus beneficios, pero ni siquiera eso han cumplido.

 

¿Qué motivó el cese de esos trabajadores?

 

Fueron cesados por límite de edad. Tenemos convenios colectivos con la municipalidad que permiten que al ser cesado el trabajador pueda dejar en reemplazo a un hijo o a su conyugue hasta que estos cumplan los 40 años como límite de edad y ganando el sueldo mínimo, ni siquiera el sueldo que percibía el trabajador al momento del cese.

 

¿Por qué cree que se ha llegado a la situación que atraviesan los obreros y la comuna en general en José Leonardo Ortiz?

 

Lo que queda demostrado es el abuso, la arbitrariedad, el maltrato hacia el personal obrero que es la columna vertebral para cuidar la salud pública. Me da mucha pena tener que lidiar todos los días con los funcionarios, mendigar el pago de las remuneraciones lo cual es una obligación del municipio, la cual debe tener prioridad de acuerdo a la Constitución.

 

El trabajador es constantemente hostilizado, perseguido por los funcionarios municipales.

 

¿De qué manera son hostilizados?

 

Colocan controladores para que estén con el celular grabándolos a ver qué hacen y que no, si habla alguna palabra demás o reclama sus derechos y beneficios, a fin de poderlos informar y procesar.

 

Esta actitud no puede ser aplicable en esta municipalidad, toda vez que el obrero, aún en las condiciones infrahumanas que labora, sin ningún mecanismo de producción, realiza su trabajo.

 

No tienen baños, uniformes, herramientas ni materiales de protección…

 

Así es, eso evidencia el desprecio al trabajador obrero municipal, toda vez que se les obliga a trabajar en las peores condiciones. La ley señala que en el centro de trabajo debe haber servicios higiénicos, duchas, para que el trabajador obrero después de realizar su labor pueda mitigar la contaminación y ya no llevarse los miles de microbios a su casa y así cuidar a su familia. Ni siquiera eso tenemos.

 

No hay guantes, no hay herramientas de protección a la vida. Hay un total desprecio hacia la vida del trabajador obrero municipal.

 

¿Cuál es el gran problema que existe en José Leonardo Ortiz y por qué se ve la basura acumulada en la vía pública?

 

Para mí el problema principal es la incapacidad de gestión. No hay otra forma de expresar o entender. Si tengo todos los recursos necesarios en la municipalidad, debería capacitar al personal y convocar a funcionarios que sumen a la gestión, no a gente que estudió conmigo o que me financió la campaña. Se debe tener a funcionarios con criterio técnico.

 

Nosotros que somos los encargados de la limpieza y el ornato del distrito deberíamos ser los mejores tratados, por lo menos con nuestros pagos puntuales y nuestros útiles de protección, manteniendo permanente coordinación con los funcionarios para resolver cualquier necesidad técnica, de maquinaria o del equipo humano.

 

¿No hay una cabeza o un funcionario que dirija el sistema de recojo de basura en el distrito?

 

No lo hay. Caminamos a la deriva, lamentablemente y aunque parezca increíble es lo que sucede. No hay un plan de ruta ni una dirección que oriente cómo se debe realizar el trabajo y eso es una muestra de la falta de capacidad de gestión.

 

En José Leonardo Ortiz se ha cambiado gerentes cada 15 días, cada mes, y eso ha generado una inestabilidad administrativa tremenda. A la municipalidad llegan funcionarios no para ayudar a que esta brinde mejores servicios a la comunidad y esta con gusto pague sus impuestos.

 

Estamos aquí frente a un grave problema de salud pública.

 

Recientemente el Gobierno Regional de Lambayeque entregó las 10 compactadoras que por mucho tiempo esperaba la municipalidad, pero se ha deslizado la posibilidad de que estas sean devueltas por fallas mecánicas. Usted es técnico en mecánica, ¿qué tan cierto es esto?

 

Que las devuelvan sería gravísimo, peor aún en la situación en la que está el distrito, carente de tanta maquinaria. Devolver las compactadoras no sería justo, sobre todo para la población.

 

Son unidades nuevas. Tienen algunas pequeñas fallas, eso es cierto. Hay fuga de aceite y de hidrolina en algunas cañerías, lo que afecta el sistema hidráulico. Eso es leve, porque en unidades de esta naturaleza situaciones así siempre se presentan, lo que se puede solucionar mejorando algunos repuestos. Las fugas han sido confirmadas por el ingeniero mecánico que ha realizado el informe.

 

La empresa que vendió estas máquinas tiene que solucionar la situación y comprometerse a cumplir con la garantía ofrecida. Son cuatro compactadoras con problemas de fuga. Las otras seis compactadoras están operando.

 

Otro problema es el abastecimiento del combustible…

 

Sí, ese es otro de los factores que impide que la maquinaria trabaje de manera permanente. No entiendo por qué es no se trabajan los tres turnos si tenemos maquinaria nueva. El problema pasa por la falta de combustible, pero también de choferes.

 

Si la próxima autoridad municipal lo plantea, ¿aceptarían ustedes que se concesione el servicio de limpieza en José Leonardo Ortiz?

 

Tendríamos que analizarlo, toda vez que está en juego la estabilidad laboral del trabajador. Yo conozco las experiencias que se tienen en otras ciudades del país y lo que se concluye es que las concesionarias no ofrecen ninguna garantía de estabilidad para los trabajadores ni el pago de sus beneficios. 

Deja tu Comentario