Semanario Expresión up

EL ROSTRO DE LA INFORMALIDAD: CARACTERÍSTICAS DEL ESCENARIO LABORAL DE LAMBAYEQUE

Escribe: Fernando Fernández Gil (*)
Edición N° 974

  comentarios   

Quien va por las calles principales del departamento de Lambayeque se encontrará con “empresarios al paso” o trabajadores informales que obstaculizan el libre tránsito del peatón, pero que hacen feliz a quien lo genera.

 

Para nadie es un secreto que la informalidad, que no está prohibida, cada día lucha por estar dentro de los parámetros permitidos para el Estado Peruano, y es que, es pan de cada día encontrar a los generadores de la informalidad por las calles de Lambayeque, en sus tres provincias.

 

Según el Instituto Nacional de Estadística e Informática del  - INEI, al año 2015, contamos con un millón 260 mil 650 lambayecanos, agrupados por edades y por ramas de la actividad económica. No todos los mencionados generan dinamismo a la económica local y es que, según el mercado de trabajo, están diferenciados por estratos que mencionaré a continuación para entendimiento de usted.

 

La población de 14 años de edad a más o Población en Edad de Trabajar – PET, es de 942 mil 803 en el departamento; es decir, son quienes están dentro del sector formal e informal de la economía local y de los que me centraré para hablar un poco sobre el tema.

 

La población menor de 15 años está compuesta por 317 mil 847 habitantes que están “preparándose” para entrar a la fuerza laboral y ser parte del sustento familiar y estatal. De ellos no me ocuparé. Sin embargo, no son irrelevantes para la economía.

 

Dentro del rubro, Población en Edad de trabajar, tenemos a la Población Económicamente Activa  - PEA, y a la Población Económicamente Inactiva - PEI.

 

La Población Económicamente Activa, al año 2015, según el INEI, es de 635 mil 728 personas que generan riqueza para ellos mismos y la economía departamental.

 

La Población Económicamente Inactiva, donde se encuentran los jubilados, estudiantes, personas con alguna discapacidad y personas con alguna enfermedad, es de 307 mil 75, al 2015, según la misma entidad estatal.

 

LA PEA DEPARTAMENTAL

La Población Económicamente Activa se desglosa en población ocupada y desocupados abiertos, categorías reconocidas oficialmente, y que representan a 615 mil 693 y 20 mil 35 personas respectivamente.

 

La categoría “desocupados abiertos” es la población desempleada del departamento y representa el 3.2 % de la PEA. Menciono que la tasa de desempleo en Lambayeque viene decreciendo, pero que aún es alta. Son 20 mil personas que no tienen trabajo y subsisten en condiciones infrahumanas.

 

Y para dividir en dos el análisis del mercado laboral local puedo decir que existe la población ocupada con empleo formal y la población ocupada con empleo informal.

 

La primera es de 125 mil 600 personas que trabajan de manera adecuada y dentro de los estándares nacionales e internacionales, lo que se podría catalogar como “trabajo decente”. Esta población representa el 20.8 % de la población que tiene una u otra ocupación.

 

La población ocupada con empleo informal es de 477 mil 300 personas, estas trabajan en malas condiciones dentro del marco jurídico establecido en nuestro país. Este grupo representa el 79.2 % de la población ocupada en Lambayeque.

 

Esto nos lleva a decir que Lambayeque es netamente informal y que opera y se permite trabajar sin respetar los derechos laborales y el propio marco regulatorio del Estado Peruano. ¿Quién supervisa la informalidad en Lambayeque? ¿Quién se hace responsable de los miles de conciudadanos que no crecen económicamente hablando? Quizá la respuesta sea: Que vean cómo se formalizan.

 

Sí. Es difícil la formalización en este país lleno de corrupción.

Este 79.2 % está por encima del promedio nacional y nos pone en jaque para empezar a despegar como departamento desarrollado.

 

Si bien es cierto nuestro vecinos también tiene una tasa de informalidad en rojo debemos empezar a trabajar multidimensionalmente para reducirla en los próximos años.

 

En sí el país es informal. Tenemos una economía que opera en la informalidad y este es el reto del nuevo presidente Pedro Pablo Kuczynski.

 

DEFINICIONES

Quiero tomar los conceptos que pone en discusión el Centro Nacional de Planeamiento Estratégico - CEPLAN en su documento “Economía informal en Perú: Situación actual y perspectivas”, de obligatoria lectura para todos aquellos que Documento nos interesa el tema de la informalidad en el país.

 

En la publicación se define lo que es la economía informal, el sector informal y el empleo informal.

 

La economía informal es el “conjunto de actividades económicas desarrolladas por los trabajadores y las unidades productivas que no cumplen con las regulaciones previstas por el Estado para el ejercicio de sus actividades. Está compuesta por el sector informal y el empleo informal.” Entiéndase como unidad productiva a una empresa.

 

El sector informal está conformado por las unidades productivas no constituidas en sociedad que no están registradas en la administración tributaria (SUNAT). Para el caso de las unidades productivas del sector primario (agricultura, pesca y minería) no constituidas en sociedad, se considera que todas pertenecen al sector informal.También excluye a las cuasisociedades; es decir, empresas no constituidas en sociedad que funciona en todo –o  en casi todo – como si fuera una sociedad.”

 

Y el empleo informal “son aquellos empleos que no cuentan con los beneficios estipulados por ley como el acceso a la seguridad social pagada por el empleador, vacaciones pagadas, licencia por enfermedad, etc. Son empleos informales los: patronos y cuenta propia del sector informal, asalariados sin seguridad social (formal e informal), trabajadores familiares no remunerados (formal e informal) y trabajadores domésticos sin beneficios sociales.”

 

CIFRAS EN LAMBAYEQUE

La informalidad en Lambayeque para el año 2008 era del 83.9 % de la población ocupada; en el año 2009 subió a 84.7 % para caer ligeramente a 84.6 % en el año 2010.

 

Desde el 2010 viene disminuyendo muy ligeramente la tasa de informalidad local, lo que me hace pensar que no se está haciendo el mínimo esfuerzo por combatir este problema socioeconómico, pasando de 84.6 % a 79.2 % para el año 2014.

 

Nótese que dos años seguidos, 2013 y 2014, nos mantenemos en la misma tasa.

 

Si queremos saber el rostro de la informalidad podemos decir que 257 mil 600 son varones y que 219 mil 700 son mujeres.

 

Claramente la informalidad en Lambayeque tiene rostro masculino.

 

El estudio en mención nos dice que en el año 2013 el aporte de la informalidad en el Perú era del 19 % y que para el año 2050 sería del 6 % del PBI y llegaríamos al 30 % de empleo formal en nuestro país.

 

El avance será lento y el no combatirla desde hace años nos tendría como los últimos de la fila en América Latina y el Caribe.

 

Los esfuerzos tienen que ser sincronizados para lograr las metas propuestas desde el CEPLAN.

 

¿QUÉ HACER?

Para reducir la informalidad en el Perú, según el estudio, se propone atacar tres temas cruciales: el marco regulatorio, la política macroeconómica y la inclusión mediante programas sociales.

 

En lo que se refiere a marco regulatorio el Estado debe simplificar y flexibilizar la constitución de empresas, mejorar el sistema tributario y establecer incentivos.

 

La política macroeconómica debe ser sostenida, así como la política fiscal y monetaria, y no generar volatilidad manteniendo establecidos los indicadores que dan sustento al empresariado.

 

La mención a los programas sociales me parece muy interesante, pues no existe ninguno hasta ahora, que tome en cuenta al empresario informal pequeño o mediano para su inclusión en el sistema formal, dotándole de educación y herramientas para su inserción y cumplimiento de los estándares establecidos.

 

Para atacar el problema de la informalidad se debe establecer un solo plan nacional y convertirlo en política de Estado para la continuidad, gobierno tras gobierno, y el resto de departamentos tendrían que adaptarse para hacerlo cumplir.

 

El estudio nos dice que si el gobierno trabaja de manera coordinada todos los puntos y le da continuidad, recordando que la meta de trabajo es al año 2050, en el Perú el PBI crecería a 5.9 % al año indicado.

 

Nos dice también que el PBI del sector informal disminuiría de 19 % a 1.4 % al mismo año, y el empleo informal disminuiría de 70 % actualmente a 11.4 % en el 2050.

 

Cifras ambiciosas que en teoría se ven muy bonitas, pero que en la práctica se debe trabajar con voluntad política para llegar a la meta y tener un país donde todos trabajen dignamente. Lambayeque no escapa a mis deseos.

 

(*) Economista. 

Deja tu Comentario