Semanario Expresión up

CARLOS BURGOS MONTENEGRO: “LOS CONGRESISTAS LAMBAYECANOS ESTÁN AUSENTES”

Escribe: Semanario Expresión
Edición N° 1121

  comentarios   

El presidente de la Cámara de Comercio y Producción de Lambayeque, Carlos Burgos Montenegro, lamentó que las autoridades municipales no tengan la apertura suficiente para recoger las inquietudes, demandas y aportes de las organizaciones de la sociedad civil y que los congresistas por el departamento se mantengan ajenos a la problemática local.

 

¿Cumplido el primer semestre de las nuevas autoridades regionales y municipales, cuál es la evaluación que puede hacer?

En el trabajo del gobernador Anselmo Lozano Centurión aún no se nota nada y esto porque quizá no ha tenido claros sus objetivos de trabajo. No se siente, no se nota, no se ve nada. Hay mucha voluntad sí, pero son prácticamente seis meses perdidos.

Creo que él debe cambiar su actitud, ser más conciliador y tener mayor apertura, evaluando el desempeño de sus asesores y funcionarios.

El año pasado el gobernador acudió a las organizaciones de la sociedad civil para conocer sus prioridades. ¿En lo que va del año, se les ha convocado?

El gobernador, después de ser electo, se reunió dos veces con nosotros en el Colegio de Ingenieros y en esa oportunidad se planteó la importancia de ejecutar un proyecto para el abastecimiento de la población con agua por gravedad y la formulación de los términos de referencia.

Eso implicó que se formule la propuesta de construir una planta de tratamiento de agua potable en Tinajones, con una cota de 180 metros sobre el nivel del mar, aproximadamente, y con ello lograr el abastecimiento para las tres provincias.

Es un gran proyecto, pero lamentablemente el gobernador no lo socializa muy bien y la población con justa razón reclama obras y bienestar para el desarrollo.

Sobre esa iniciativa hay cuestionamientos de la actual directiva del Colegio de Ingenieros en Lambayeque.

Es de conocimiento público que el Colegio de Ingeniero naturalmente tiene las propuestas que van más allá de la realidad y con muchos sesgos, principalmente por parte de la autoridad que lo dirige.

Ahora el colegio propone captar agua de un proyecto que ni siquiera se ha iniciado, que no está ejecutado y cuya realización ni siquiera está aprobada, como es el caso del hidráulico Sicán.

Ya tenemos Tinajones y el agua está solamente para tratarla y distribuirla, como se hizo en Trujillo, donde SEDALIB capta el agua de Chavimochic con una planta que produce alrededor de dos cubos por segundo.

Con eso se disminuirían los costos, porque no sería necesario construir tanques elevados ni electrificarlos. Es un proyecto muy interesante y si bien todavía estamos para solucionar los problemas básicos del departamento, por algo se tiene que empezar.

¿Qué otro proyecto es el que desde la Cámara de Comercio y Producción de Lambayeque se considera prioritario de ejecutar?

El Corredor Bimodal, por el lado oeste de Chiclayo, desde Mocce, en Lambayeque hasta la perpendicular de la zona donde se deberá construir el Terminal Portuario.

¿Cree usted que el gobernador ha llegado sin ideas claras al sillón regional?

Solamente con ideas, no con proyectos, como lo hacen todos. Ninguna autoridad elegida por el pueblo ha llegado con propuestas concretas que puedan ser ejecutadas con recursos públicos o  en alianza con el sector privado. A este paso, a nivel regional no solamente estamos hablando de seis meses perdidos, sino de un año.

¿La apertura que inicialmente mostró el gobernador regional también la han tenido los alcaldes de las tres provincias?

Solamente nos hemos reunido en tres oportunidades con el alcalde provincial de Lambayeque, Alexander Rodríguez Alvarado, quien tiene una interesante experiencia como exalcalde de Mochumí, donde realizó obras importantes. Con su presupuesto ordinario elaboró proyectos y con los ministerios logró el financiamiento para ejecutarlos, realizando incluso pavimentaciones rígidas en el centro del distrito y el drenaje pluvial.

Con esa experiencia está encaminando proyectos para la provincia y esperamos que se puedan concretar. Es el único de los tres alcaldes provinciales con el que me he podido reunir en este tiempo. Después, brillan por su ausencia los alcaldes de Ferreñafe y Chiclayo, por más que nosotros los llamemos al diálogo.

¿Preocupa que la Municipalidad Provincial de Chiclayo hasta el momento no haya ejecutado nada de los presupuestos que tiene para obras de rehabilitación financiadas con recursos de la reconstrucción, poniendo como justificación que la responsabilidad es de la Autoridad Para la Reconstrucción con Cambios?

Es una responsabilidad compartida. Nosotros esperamos que el alcalde Marcos Gasco Arrobas haga un mea culpa y reconozca que se ha equivocado en estos primeros meses de su gestión, se siente con las organizaciones de la sociedad civil y pueda rectificar los errores cometidos.

Hace unos días de manera fortuita coincidí con el alcalde en una actividad y tuve la oportunidad de manifestarle nuestra preocupación. En seis meses, fue la primera vez que conversamos y espero que en el trascurso de las semanas se pueda realizar una reunión de trabajo con participación de los medios de comunicación.

Respecto al pronunciamiento que hizo la sociedad civil a favor de la inclusión del proyecto de modernización y ampliación del Aeropuerto Internacional “José Quiñones Gonzales” en el Plan Nacional de Infraestructura de este año, ¿han tenido alguna respuesta del gobierno nacional?

Nos hemos pronunciado sobre dos obras emblemáticas: el Terminal Portuario de Lambayeque y el aeropuerto de Chiclayo. Sobre el terminal hemos demandado que el Tribunal Constitucional se pronuncie de una vez respecto a la demanda que interpuso Inversiones Stop, mientras que respecto al aeropuerto pedimos que se declare la factibilidad técnica del proyecto a través del Ministerio de Transportes y Comunicaciones.

Estamos a la espera de que las instituciones del gobierno nacional puedan pronunciarse sobre ambos casos, lo que sí es triste es que ninguno de los congresistas por Lambayeque haya mostrado interés en los reclamos que la sociedad civil está formulando. Los congresistas lambayecanos están ausentes.

¿Qué otros aspectos preocupan al empresariado del departamento, además de la infraestructura? ¿La seguridad?

El principal contribuyente del Estado, a través de la SUNAT, es el empresario y este debe cubrir costos y sobrecostos para garantizarse seguridad. Es ilógico que además de los impuestos tengamos que pagar para tener seguridad.

La inseguridad en las calles genera sobrecostos que restan productividad y rentabilidad a las empresas y eso impacta en la economía. Poco o nada se ha avanzado en cuanto a la seguridad ciudadana.

La sociedad civil le exige a las autoridades que además de generar condiciones de seguridad frente a la delincuencia común, actúen con responsabilidad, orden, transparencia y de acuerdo a ley para evitar que la criminalidad se apodere de los recursos del Estado y sea posible generar la infraestructura necesaria para el desarrollo productivo o social.

¿En los primeros dos meses de su gestión como presidente de la Cámara de Comercio y Producción de Lambayeque qué es lo que ha avanzado a nivel institucional?

Nuestro objetivo es trabajar desde el interior con los comités gremiales que están plenamente constituidos y juramentados. Estamos coordinando la realización de una feria con proyección nacional y la suscripción de una alianza con la Cámara de Comercio de Panamá.

Los gremios se reúnen permanentemente con el consejo directivo y a través de ellos recogemos las inquietudes que se tiene en los diferentes sectores. No estamos al margen de lo que sucede en el departamento, por el contrario, estamos coordinando y ayudando en función de nuestras posibilidades.

Lo otro en lo que estamos trabajando fuertemente es en el incremento de empresas agremiadas a la cámara, tal como fue nuestro ofrecimiento en el proceso electoral. Recibimos la institución con 620 agremiados y ahora estamos con 750. Si en dos meses de gestión hemos crecido en 15 %, en lo que nos falta del período, que es poco más de dos años y nueve meses, el resultado será mayor, evidentemente.

Queremos hacer más fuerte a la institución, que el empresariado se sienta más comprometido. Gracias al trabajo de la anterior gestión fue posible la compra de la nueva sede de la cámara, que por cierto está en la etapa de ir formalizando los permisos y requisitos que demandan la municipalidad y Defensa Civil.

Deja tu Comentario