up

FRANKLIN CHíVEZ: "LA CORRUPCIÓN DE ODEBRECHT LLEGÓ A TODOS LOS NIVELES"

Escribe: Semanario Expresión
Edición N° 1000

  comentarios   

Ex secretario regional de Perú Posible espera que Alejandro Toledo se ponga a derecho.

 

“Si vamos a hablar de presunta corrupción a nivel de gobierno, no solamente debemos tocar la investigación contra el expresidente Alejandro Toledo, sino también contra otros tres gobiernos más, como el de Alan García, el de Alberto Fujimori y el de Ollanta Humala. Todos ellos han tenido que ver con Odebrecht, pues en sus gestiones se firmaron contratos o se ampliaron mediante adendas en las obras, como es el caso del Proyecto Olmos”, sostiene el ex secretario regional de Perú Posible en Lambayeque, Franklin Chávez Torres.

 

El ex brazo derecho de Alejandro Toledo Manrique en la región, fue drástico en afirmar que prestaba declaraciones no para defender al expresidente y mucho menos para “hacer leña del árbol caído”, sino para expresar su sentir y exigir que la investigación al gobierno nacional del 2001 al 2006 sea imparcial y no se trate de una cortina de humo, “como pareciera pretender el Ministerio del Interior”.

 

“En esta investigación, que no solo se desarrolla en el Perú sino también en Brasil, no deben escapar los gobiernos y los principales funcionarios de Alan García, de los cuales ya hay tres personas detenidas, también deben estar el fujimorismo y finalmente Ollanta Humala”, refiere.

 

Recuerda que la presencia de Odebrecht en el Perú no nació en el gobierno de Alejandro Toledo, sino en gobiernos anteriores.

 

SIN INTROMISIÓN

Franklin Chávez es un convencido que la orden de prisión preventiva por 18 meses dictada contra Alejandro Toledo no es más que una oportunidad para que el exmandatario limpie su nombre, así como al país de la mala política. Caso contrario, es la gran oportunidad de aclarar las cosas de las que se le acusa.

 

“Hay un tinte político en la mencionada investigación de parte de los adversarios de Alejandro Toledo. Mientras exista un fiscal, un juez y un pedido judicial, nos hace ver que esa parte no es política. ¿Por qué?, el fiscal no es político porque no pertenece a ningún partido. El juez tampoco es político, más bien es un defensor de la legalidad y de la justicia. Pero lo que sí ya llama la atención es la intromisión del gobierno central al ofrecer 100 mil soles por la cabeza de Alejandro Toledo, como si se tratara de un peligroso delincuente o un avezado terrorista que ha sido visto o capturado cometiendo un delito o un sujeto que ha escapado de un centro de rehabilitación y readaptación social”, enfatiza.

 

Alejandro Toledo y varios de sus allegados son acusados de haber recibido 20 millones de dólares en sobornos, dados Odebrecht para beneficiarse en las adjudicaciones de los tramos II y III de la carretera Interoceánica, así como por el delito de lavado de activos.

 

Chávez Torres se pregunta qué relación tiene el caso Ecoteva con el escándalo Odebrecht.

 

“El Ministerio Público ha tejido la hipótesis que el dinero que la suegra de Alejandro Toledo utilizó para comprar algunas propiedades en Lima, por varios millones de dólares, provendría de sobornos de Odebrecht durante el período 2001 al 2006. Ese dinero habría ido a parar a una cuenta de la empresa Ecoteva en Costa Rica, donde la suegra del ex presidente tendría que acceso. Es por ello que la vinculan, pero es solo con una hipótesis, más no con pruebas fehacientes. En cuanto al caso Lava Jato, que no es más que los sobornos de Odebrecht a funcionarios de Estado para hacerse de millonarias obras”, detalla.

 

¿PERSECUCIÓN?

Para Franklin Chávez, el ex mandatario no está fugando de la justicia; pues, simplemente se está autoprotegiendo de aquellos que quieren utilizarlo para sostener una “cortina de humo”.  Cuestiona que el gobierno central, utilizando al Ministerio del Interior, ni bien se ordenó la detención de Toledo por 18 meses para ser investigado, haya lanzado una recompensa de 100 mil soles por él.

 

“Toledo no está escapando de la justicia. Yo diría que se está poniendo a buen recaudo, lo que es algo muy  normal en una persona que se siente vulnerada en sus derechos de ser humano, hasta que se resuelva su situación legal. El no ponerse a derecho no significa obstaculizar las investigaciones”, señala.

 

Chávez Torres destaca que por el momento no existen las garantías de una investigación imparcial, ya que el gobierno central buscaría de desprestigiar la imagen y persona de Alejandro Toledo.

 

“Doy todo mi apoyo a aquellos que quieren limpiar el Perú de la corrupción y de los politiqueros baratos que quieren llegar, aunque otros llegan al poder solamente para enriquecerse, pero no estoy de acuerdo con aquellas personas, como es el caso de Verónica Mendoza, que viene promoviendo marchas y movilizaciones contra la corrupción, cuando ella es una investigada por presunto acto de corrupción en el gobierno de Ollanta Humala”, explica Chávez Torres.      

 

Con firmeza, dice estar seguro que Alejandro Toledo no ha cometido ningún delito o acto ilícito y que en su debido momento demostrará de dónde sacó el dinero para todo el patrimonio que ahora tiene.

 

“Si el dinero fuera ilícito no tendría razón para invertir en el Perú”, manifiesta.

 

MALA IMAGEN

El ex hombre fuerte del toledismo en Lambayeque dice sentirse preocupado por todo lo que ocurre en el país y la avalancha de acusaciones sobre presuntos actos de corrupción que  a diario se ven en la televisión y en los diarios. Sin embargo, señala que “al parecer nadie se da cuenta que eso le hace daño al país, porque genera el alejamiento de la inversión privada y extranjera”.

 

“Las empresas extranjeras, cuyos representantes están interesados en invertir en el país, así como los empresarios nacionales, se están resistiendo porque creen que para que se puedan instalar o invertir tienen que dar una prebenda; no lo hacen, retienen sus capitales o los llevan a otra parte. Las cosas no son como el mismo Estado las está maquillando”, destaca.

 

EN LAMBAYEQUE

Franklin Torres refiere que la corrupción de Odebrecht en el Perú ha salpicado a más de 300 personas a nivel nacional, especialmente donde esta ha desarrollado proyectos de importancia, como es el caso del Proyecto Olmos en Lambayeque.

 

Esas 300 personas – explica- ya son investigadas por el Ministerio Público, aunque aún no se han revelado sus nombres. Presume que en los próximos días las viviendas de conocidos personajes de la política, así como de funcionarios ligados a los gobiernos  regionales, que tuvieron que ver con la ejecución y construcción del Proyecto Olmos, podrían ser allanadas por la policía y el Ministerio Público.

 

“La investigación recién ha comenzado en el Perú, y si estamos hablando de corrupción al más alto nivel, entonces es fácil hablar de corrupción en bajo nivel. La corrupción de Odebrecht llegó a todos los niveles”, enfatiza.

 

Lamenta que los que hasta hace algunos días eran amigos de Alejandro Toledo y que durante el desarrollo de su gobierno cogieron hasta de la mano al líder de la chacana, ahora digan que “solamente estuvieron de lejos o lo conocen de vista, y otro, peor aún, aleguen que nunca lo conocieron”.

 

“El proceso de investigación se inicia con el gobierno del aprista Alan García Pérez. En pocos días es detenido un ex viceministro y su esposa, así como un presidente de comisión, lo extraño de todo es que los investigadores ya no siguen escarbando para llegar al pez gordo, y repentinamente se pasan al líder del gobierno de Perú Posible, lo cual llama poderosamente la atención”, cuestiona.

 

Asimismo, explica que al salir de Palacio de Gobierno, Alejandro Toledo dejó en  construcción la Interoceánica con un costo de 800 millones de dólares, pero al culminarse la obra, en el gobierno de Alan García, esta tuvo un costo de cuatro mil millones de dólares. Esos pagos se hicieron con adendas. La inversión creció en 300 %.

 

“Muchos gobierno regionales, entre ellos el de Lambayeque, también deben estar comprometidos con Odebrecht”, puntualiza.

Leer más