up

¿Bolsas o cupos en la Municipalidad de Chiclayo?

Escribe: Rosa Amelia Chambergo Montejo (*)
Edición N° 1201

A Marcos Gasco Arrobas le debe pesar en el alma haber convocado a Juan José Salazar García primero como gerente de Desarrollo Económico, luego como presidente de la Sociedad de Beneficencia de Chiclayo y, finalmente, como gerente general de la Municipalidad Provincial de Chiclayo.

Digo esto porque Salazar García, zorro viejo en política, no ha tenido ningún miramiento para afirmar que en la gestión del alcalde chiclayano hay corrupción y que varios de los funcionarios están involucrados en las triquiñuelas que lindan con lo inmoral y lo ilícito.

Cuando ‘Chiquitín’, como lo conocemos todos, fue separado del cargo, estando Gasco Arrobas ausente debido a su proceso de recuperación del Covid-19, nadie imaginó que días después empezaría el vómito negro, ese que el 22 de abril – al parecer – llegó a su cenit.

A través de una carta escrita a mano, recibida ese día en la Gerencia de Administración y Finanzas de la Municipalidad Provincial de Chiclayo, el ex gerente general de la entidad deja entrever que los funcionarios de la gestión del alcalde Marcos Gasco Arrobas pagarían cupos mensuales.

En el manuscrito, dirigido a la gerente de Administración, Iris Asenjo Pérez, Salazar García pide que se le pague un total de 19 mil 850 soles, por conceptos varios, entre ellos préstamos que él habría realizado a la comuna para costear, por ejemplo, "el desayuno del sindicato".

Salazar García había revelado semanas antes a Expresión que cuando fue gerente de la comuna sacaba de apuros a la gestión realizando préstamos de su dinero, con cargo a que le sea devuelto oportunamente.

Sin embargo, lo que llama la atención de la carta, que tiene sello e incluye el número de cuenta bancaria de Juan José Salazar, es la alusión que hace al pago mensual que los funcionarios realizarían.

"Tú como receptora y administradora de los aportes de los funcionarios aproximado de 400 c/u por 30 = 12000 soles mensuales, recibiste indicaciones del alcalde Marcos Gasco se me haga pago mensualmente", se lee, dirigiéndose a la gerente de Administración del municipio.

En consecuencia, la pregunta cae de madura. ¿Por qué los funcionarios de la comuna realizarían pagos a la gerente de Administración? ¿Es acaso el uso de la vieja práctica de pago de cupos o bolsas que se tuvo en la gestión de Roberto Torres?

Este medio hizo público el contenido del manuscrito el miércoles 28 por la mañana y por la tarde hubo sesión de concejo. Por lo que sabemos, el tema salió a flote y entre los que puso el grito al cielo está el propio alcalde de provincia.

Según lo informado a Expresión, Gasco Arrobas habría justificado aquello de las “cuotas” realizadas por los funcionarios, señalando que se trata de aportes voluntarios destinados “para los más pobres”.

¿Es eso usual? ¿Quién toma y rinde cuentas de aquello? ¿Tendrá esto relación con lo denunciado hace unos días respecto a onerosas órdenes de pago a favor de trabajadores como Doris Llatas Quispe, quien a 40 días de tramitado su RUC recibió una orden de pago de 18 mil soles, pero ella asegura que nunca ha cobrado tal cantidad?

Muchas son las interrogantes que afloran respecto a este asunto, lo cual no debería pasar por alto para las autoridades de control, si es que acaso se quiere – claro está – llegar al fondo del asunto.

 

Directora Fundadora.

 

Leer más